2020, un año clave para hacer frente a la emergencia climática

2020, año clave para hacer frente al cambio climático y a la pérdida de biodiversidad

El planeta se enfrenta a una emergencia climática sin precedentes, es una afirmación en la que están de acuerdo la mayoría de gobiernos y científicos. Y es que el aumento de las temperaturas globales, entre otras muchas consecuencias, está acarreando una gran pérdida de la biodiversidad, llevando al borde de la extinción a un gran número de especies. 

Las soluciones basadas en la naturaleza son la mejor opción para alcanzar el bienestar humano, hacer frente a esta emergencia climática e intentar proteger el planeta. Que la naturaleza está en crisis es un hecho. Estamos perdiendo especies a un ritmo 1.000 veces mayor que en cualquier otro momento histórico registrado.

La dependencia del ser humano de ecosistemas estables y saludables para su propia supervivencia es un hecho. Por eso, en 2020 se requiere una llamada en serio a la acción  para encaminar al mundo hacia un futuro más sostenible. Este será, sin duda, un año decisivo, año en el que los países definirán la agenda de la acción ambiental para la próxima década.

ONU Medio Ambiente se hace eco de las reuniones internacionales más relevantes de 2020. Estas con algunas:

*23–28 de agosto: Agua y cambio climático: acelerar la acción, Estocolmo, Suecia.

*15 de septiembre: 75° período de sesiones de la Asamblea General de las Naciones Unidas (UNGA 75), Nueva York.

*27 de septiembre: quinto aniversario del lanzamiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS).

*5–10 de octubre [tentativo], Kunming, Yunnan, China: Conferencia de la ONU sobre Biodiversidad (COP15 del Convenio de la ONU sobre la Diversidad Biológica).

*9–20 de noviembre Glasgow, Escocia, Reino Unido: Conferencia de la ONU sobre Cambio Climático 2020 (COP26 de la Convención Marco de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático).

Además, los países deben renovar sus compromisos registrados bajo el Acuerdo de París y presentar medidas climáticas más ambiciosas. Los compromisos actuales no son en absoluto suficientes.


Comentarios están cerrados